¿Qué es lo urgente, qué es lo importante? Los retos de un sistema de transporte público

Transmilenio en hora punta. Imagen: Bus Rapid Transit. Across Latitudes and Cultures

Transmilenio en hora punta. Imagen: Bus Rapid Transit. Across Latitudes and Cultures

Por Darío Hidalgo, colaborador invitado*

Saber distinguir entre lo urgente y lo importante, y plantear estrategias en tal sentido, es uno de los aspectos básicos que cualquier política de transporte público debe enfrentar (cualquier política pública a decir verdad). Atender lo urgente –las acciones inmediatas a corto plazo- implica priorizar recursos y esfuerzos en los aspectos críticos, aquéllos que no pueden esperar por una solución, y que cuya falla amenaza con hacer colapsar todo un sistema. Enfocarnos en lo importante –las grandes líneas de acción de mediano y largo plazo- nos ayuda a estructurar y consolidar los grandes procesos que producen cambios significativos en la manera en que una ciudad se mueve.

Valga como ejemplo el sistema de transporte público de Bogotá, que para bien y para mal ha copado la agenda pública urbana recientemente en la capital de Colombia.  Para bien porque, a pesar de todas las dificultades, el Sistema Integrado de Transporte Público SITP ya está en plena marcha (ver El empujón final). Para mal porque el gerente de TransMilenio S.A. (la agencia encargada del SITP, cuya estructura central está dada por troncales BRT del mismo nombre) renunció a su cargo el pasado 30 de mayo, dejando la dirección de este remate a una nueva persona.  Es el tercer gerente que renuncia en 28 meses, fiel reflejo de la falta de continuidad en su dirección, asunto que ha sido uno de los principales obstáculos que ha frenado el desarrollo del sistema en los últimos años.

A continuación algunas ideas, que creo útiles independiente de la persona que sea designada en este cargo. Estas ideas son las mismas que sugeríamos en 2012: priorizar lo urgente y avanzar en lo importante. Lo urgente es mejorar la calidad de servicio de las troncales BRT y alimentadores de TransMilenio; lo importante, terminar la implantación del SITP.

Lo urgente: mejorar la calidad de servicio de TransMilenio

La calidad de servicio actual de TransMilenio es baja, en especial en hora punta.  La calificación de los usuarios en la encuesta “Bogotá Cómo Vamos” de 2013 indica dos cosas muy interesantes (entre otras informaciones valiosas sobre el pulso de la ciudad): por un lado el SITP es ya la principal forma de viaje de la ciudad con 32 por ciento del total de desplazamientos (30 por ciento en el Transporte Masivo TransMilenio y 2 por ciento en SITP); por otro, que los usuarios consideran a TransMilenio un servicio de mala calidad (calificación 2.8/5.0; sólo el 29 por ciento de los usuarios considera el sistema satisfactorio). Las causas de esta baja percepción de calidad de servicio son múltiples, pero se deben principalmente a la demora en su expansión y al descuido en su mantenimiento y gestión operativa (tal como lo expuse aquí).

Para mejorar TransMilenio las ideas planteadas en 2012 no han cambiado: ampliar estaciones, simplificar las rutas, seguir incorporando flota, mejorar el control de frecuencias y trabajar en la cultura ciudadana. Esto requiere un compromiso renovado del equipo de trabajo y la revisión de algunas ideas de choque, como el uso de vagones separados para mujeres -que parece estar funcionando como medida de “acción afirmativa”-; los propuestos terceros carriles -cuya discusión no superó una semana y se desechó a pesar de sus posibilidades “porque afectaba a los vehículos particulares”-;  y la instalación de más bici-estacionamientos (bici-parqueaderos en Colombia) para integrar mejor viajes multimodales.

Lamentablemente, el sentido de urgencia no ha hecho parte de la gestión de gobierno de Bogotá Distrito Capital. La estación de la Autopista Norte con calle 192, terminada hace más de dos años, aún no se usa porque no se ha construido el puente peatonal de acceso.  Necesitamos que temas en marcha, como la  conectante de la Calle 6, la rehabilitación y ampliación de estaciones de la Av. Caracas y la construcción de la Av. Boyacá, no corran la misma suerte. Todo esto al tiempo que avanzan los estudios de la Primera Línea Metro y de Tren de Cercanías.

El otro tema por resolver para TransMilenio es qué va a pasar con los buses de las Fases I y II (operación contratada en 1999 y 2003) cuyos contratos se extendieron en 2013, porque ya no había tiempo para armar una nueva licitación. Existe una propuesta preliminar para que la renovación de buses se realice por Asociación Público Privada (APP). Depende del nuevo gerente la aprobación de esta propuesta, o la estructuración de una nueva licitación. No sea y nos coja nuevamente la noche.

Lo importante: terminar la implementación del Sistema Integrado de Transporte Público (SITP)

Respecto al SITP, se ve avance pero apenas vamos por la mitad de buses y rutas y sólo un 35 por ciento de retiro de buses viejos.  Ha sido interesante la puesta en marcha de buses duales –especialmente los híbridos de menores emisiones. Pero falta mucho y todo esfuerzo es poco; especialmente por las dificultades financieras de algunos de las empresas operadoras. Ya es improbable cumplir con la fecha prevista (Agosto 2014).

Un tema que no se ha discutido, al menos no lo suficiente, es la asignación de carriles prioritarios a los buses del SITP en corredores de alta utilización. De poco sirve tener buses de bajas emisiones, si se requieren muchos más buses para el mismo servicio. Y eso es lo que pasa cuando no hay prioridad.  Al Alcalde de Sao Paulo Fernando Hadad los carriles prioritarios le han funcionado muy bien: 291 kilómetros de carriles prioritarios (a punta de pintura) mejoraron la velocidad de los buses en 45 por ciento. El nuevo gerente de TransMilenio podría liderar esa iniciativa para Bogotá.

Una versión (más corta) de esta columna fue publicada por El Tiempo el 10 de Junio de 2014

*Darío Hidalgo, PhD es Director de Investigación y Práctica de EMBARQ

1 Comentario en ¿Qué es lo urgente, qué es lo importante? Los retos de un sistema de transporte público

  1. Reblogueó esto en El último de la víay comentado:
    Transporte Público YA!

Deja tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 200 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: