Reflexiones urbanas sobre la muerte de Michael Jackson

Off the Wall

¿Influyó en algo Michael Jackson en el urbanismo contemporáneo? Claramente no ¿Influyó el urbanismo contemporáneo en Michael Jackson? Si, y mucho. Al menos esa es la teoría de la escritora Gigi Levangie Grazer, quien en un artículo publicado en The Huffington Post titulado Perilous Isolation: The Very L.A. Death of Michael Jackson (Peligoso Aislamiento: La Muy Angelina Muerte de M.J.) apunta a la ciudad de Los Ángeles como un factor decisivo que moldeó la vida, obra, milagros y muerte del recientemente fallecido rey del pop. La autora señala sin rodeos que “lo que le pasó a Michael Jackson sólo puede pasar en Los Ángeles, una ciudad donde el suburbio rico y elegante y su accesorio favorito y síntoma más insidioso – las comunidades cerradas – aíslan a sus residentes. Eventualmente, fue el aislamiento el que arruinó su vida, el que atrajo a los que pudieron aislarlo aún más, el que lo mató”.

Michael-Jackson-L.A

Es cierto, todas las ciudades pueden engendrar y alojar a los seres más estrafalarios, los más dementes, los más alejados de la realidad, pero también es cierto que algunas ciudades son caldo de cultivo más propicio que otras para la aparición de este tipo de personajes. Qué mejor lugar que Los Ángeles, un lugar donde el espacio público es en esencia el lugar por donde transitan los coches y donde el vecino no es más que el dueño de la propiedad de al lado, para albergar a alguien que de alguna manera nunca se sintió cómodo en este mundo, que no terminaba de aceptar ni su raza ni su edad ni su cuerpo ni su cara, y que a pesar de ser idolatrado por millones nunca terminó de buscar el aislamiento total, primero del resto de la sociedad y luego del entorno que le rodeaba y del cual se apartaba con mascarillas, guantes y todo aquello pudiera imponer una barrera en un mundo que quizás no estaba hecho para él. En este sentido, no deja de llamar la atención la espantosa soledad de su muerte, rodeado de amigos remunerados que apenas fueron capaces de llamar a una ambulancia para después salir corriendo y evitar las molestias de un muerto tan incómodo.

Thriller

¿Hay una expresión más patente del rechazo a vivir en comunidad – algo propio de lo urbano – que la mansión de Neverland? El peterpanismo de Jackson y su eterno deseo de evadir la realidad sólo podían tener morada (o más en bien refugio) en un lugar sin lugar, un espacio autosuficiente y aislado a través de la fantasía de todo contexto inmediato, pero que sin embargo se construye en una metrópolis muy precisa, una urbe especialmente pensada para el goce de los caprichos individuales pero no para convivir en sociedad, y donde ejemplos como la casa de Jackson no son pocos. Baste recordar que la mansión Playboy de Hugh Heffner – la negación urbana por antonomasia – está construida precisamente por esos lados, en áreas donde la única gente que se ve en las calles son los turistas ávidos de fotografiarse frente a la mansión de un dueño que probablemente no tenga la menor idea de lo que ocurre fuera de la reja de entrada.

¿Habría sido distinta la vida de Jacko en otra ciudad? Levangie Grazer apuesta que sí, que en otro entorno hubiera sido mucho más difícil lograr el aislamiento que finalmente lo llevó a construir la prisión personal que desencadenó no sólo su prematura muerte, sino también una vida que estoy seguro fue en muchos aspectos tremendamente miserable. ¿El Michael Jackson que conocimos habría sido el mismo en Nueva York, Boston o Chicago? Vaya uno a saberlo, pero lo cierto es que los ricos y famosos que viven en esos rincones – y Nueva York es el mejor ejemplo de eso – buscan precisamente el no aislarse del mundo al cual siguen perteneciendo, y por eso buscan lugares donde el contacto con el otro sea parte fundamental de una experiencia urbana que no están dispuestos a perder. Recuerdo que el pequeño restaurant árabe localizado a un par de cuadras de mi casa en Cambridge gozaba de tener como cliente relativamente habitual a Ben Affleck, quien gustaba de saborear los mismos lamb shawarma de 5 dólares que yo comía regularmente, algo que seguramente no hacía por pose sino porque sencillamente la cocina del local era espectacular y porque no estaba dispuesto a que la fama le quitara ese mundano placer. A lo mejor el genio de Jackson necesitaba del aislamiento de fantasía que Los Ángeles podía darle para sacar a relucir un talento que no podía florecer en contacto con la realidad citadina, tal como la obra de Woody Allen, Spike Lee, Andy Warhol o Lou Reed sería imposible de entender sin el roce que les da y les dio el contacto diario con una ciudad donde todo pasa en todas partes y al mismo tiempo.

Bad

En lo personal no recuerdo haber visto nunca a una celebridad caminando por las calles de la ciudad de México. Llevo un año viviendo aquí y jamás me he topado con Chabelo deambulando por Insurgentes, ni he visto a Lucero y Mijares paseando por el centro histórico, o al Temo tomándose un helado en la plaza de Coyoacán. ¿Importa mucho? En absoluto, es su problema, pero sí es signo de algo que es importante y preocupante al mismo tiempo, que es el abandono de la ciudad por parte de sus clases más pudientes, algo que llama de inmediato la atención a quien la visita por primera vez. La inseguridad, los propios temores (la mayor parte de las veces injustificados) y la carencia de una cultura de comunidad ha hecho que un importante sector se haya restado de gozar la de la experiencia urbana del espacio público, tema no menor si se considera que este grupo de altos ingresos es también el que gobierna y lidera la opinión pública en la ciudad y el país. ¿Qué visión tendrá de la ciudad y su gente alguien que nunca camina en ella? ¿Sabrán realmente los problemas que aquejan a la población? ¿Qué mirada distorsionada del transporte público tendrá una autoridad que nunca se ha subido al metro o un pesero? Si Nueva York es una ciudad tan espectacular para vivir es quizás porque gran parte de sus habitantes comparte los mismos hábitos y espacios, sin distinción de ingreso, raza u origen. El metro neoyorquino es ocupado por más de la mitad de la población cada día, y ello incluye a ricos y pobres, blancos, negros, asiáticos y latinos juntos, al igual que el pasto de Central Park o las atiborradas banquetas de Times Square. He conocido habitantes del D.F. que han viajado por todo el mundo, pero no tienen idea de cómo llegar al Zócalo y que jamás han experimentado el placer de caminar bajo la sombra de los árboles en Reforma o de gozar con los colores, sabores y aromas de los mercados que hay en cada barrio. Es cierto, ellos se lo pierden, pero a la larga perdemos todos, que cuando en la ciudad falta uno la fiesta no es completa, y eso ni el rey del pop es capaz de arreglarlo.

1 Comentario on Reflexiones urbanas sobre la muerte de Michael Jackson

  1. Para empezar , desde que fallecio esta bella persona , que ha dado tanto al mundo de la musica , me senti desplazado de mi mismo , piscologicamente me afecto mucho , yo que siempre he sido fans suyo y en mi casa es “como alguien mas de la famila “, el mundo de la musica y el mundo en general esta triste …pero dejando el aspecto negativo , ese sabor que te deja en la boca y en el corazon cuando aprecias a una persona , el ha dejado una biografia musical excelente , unos videos clips unicos y yo qu efui a marbella en el 88 a verlo actuar , que fue cuando empezo a fascinarme el y su obra …espero y deseo a michael alli donde este que cumpla todos sus sueños y sea feliz …i love you michael ….thank you for your music …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 147 seguidores

%d personas les gusta esto: